miércoles, 14 de marzo de 2012

Google está obsesionado con la publicidad y las redes sociales, según ex empleado


James Whittaker, quien ahora labora en Microsoft, lanzó fuertes críticas contra el buscador. Dice que Google+ es un mandato corporativo

James Whittaker, un ex ejecutivo de Google, lamentó que el gigante de internet se haya obsesionado con la publicidad y con quedarse con la corona de las redes sociales, un terreno que actualmente es dominado por Facebook.

Whittaker publicó un post titulado “¿Por qué dejé Google?”, en el que da cuenta de los cambios que ocurrieron en la compañía durante los dos años que trabajó ahí.

Whittaker dejó Microsoft el 2009 por un cargo de ingeniería de Google, pero regresó a en febrero a su antigua empresa. Cuando estuvo en Google fue director de ingeniería de la API de Google+.

“El Google que dejé es una empresa de publicidad con un único objetivo de mandato corporativo”, escribió en referencia a la conquista del reino de las redes sociales, donde Google fracasó con propuestas como Buzz y Wave. Ahora la apuesta del gigante de Internet es Google+.

Mientras Google se obsesionaba con su “sueño social”, sincronizando Google+ con el buscador y YouTube – se dio cuenta que su condición de precursor en los avisos publicitarios estaba amenazada, dijo Whittaker, quien explicó que Facebook también ha ganado terreno en este sector.

Critica además que Google cerrara su iniciativa Labs para apoyar proyectos experimentales y que cortara la política que permitía a sus empleados dedicar un 20% de su tiempo a ideas ajenas a sus trabajos habituales.

“Google era el niño rico que, después de descubrir que no fue invitado a la fiesta, construyó su propia fiesta en venganza”, continuó Whittaker. El hecho de que nadie fuera a la fiesta de Google se convirtió en un tema tabú, afirmó.

Leer más
Enhanced by Zemanta

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada